Jornada por el Día de la Prensa Cubana 2018

Al natalicio 165 del Apóstol cubano, José Martí, al aniversario 85 de la muerte del periodista y patriota Juan Gualberto Gómez y al 150 de la fundación del periódico El Cubano Libre, estará dedicada la Jornada por el Día de la Prensa Cubana que organiza la Unión de Periodistas de Cuba (Upec), a celebrarse este 2018 del 5 al 16 de marzo próximos.

Esta jornada en particular, acogerá, por primera ocasión, el Encuentro Nacional de Jóvenes Periodistas, evento que en su tercera edición congregará a más de 100 colegas de todo el país, quienes debatirán en torno a la gestión de medios, la ética y la política editorial, así como los nuevos actores en el escenario de la convergencia mediática actual, permeado por las tecnologías de la información y la comunicación.

Se prevé en el programa de actividades el panel “150 años de prensa mambisa en Cuba”, a efectuarse el 13 de marzo, como un espacio en la jornada diseñado para reconocer la presencia de los periodistas en algunos de los momentos más significativos de la historia nacional, como la Guerra del 68 y la etapa de la lucha en la Sierra Maestra, así como la presentación del libro Hasta siempre Fidel, que recoge imágenes de más de 40 fotorreporteros de la cobertura periodística realizada al traslado de los restos mortales del Comandante en Jefe desde La Habana hacia el Cementerio de Santa Ifigenia; también, se inaugurará una exposición con materiales donados por la Oficina de Asuntos Históricos del Consejo de Estado.

Cada actividad que se realice será también un justo homenaje a Antonio Moltó, presidente de la organización fallecido en agosto pasado.

La Jornada por el Día de la Prensa Cubana tiene como principal incentivo el X Congreso de la Unión de Periodistas de Cuba, con fecha 19 y 20 de julio de 2018 y que reunirá a 400 participantes en el Palacio de la Convenciones, 270 como delegados.

Fuente: Cubaperiodistas.cu

Anuncios
Publicado en Noticia | Etiquetado , , , | Deja un comentario

El lenguaje: Construcción social II

Por: Cecilia Meredith Jiménez

La lengua es el producto y forma en voces del
pueblo que lentamente la agrega y acuña
.
José Martí

El lenguaje avanza junto con la sociedad, por lo que ambos cambian y se renuevan en conjunto. Esto implica que, ante nuevos cambios sociales, el lenguaje tenga, necesariamente, que adaptarse, pero sin violar normas lingüísticas. Dos ejemplos ilustran muy bien este planteamiento. En los tiempos actuales ha habido una apertura hacia la aceptación de la diversidad sexual, lo cual ha traído aparejado que, en muchos países, ya el matrimonio homosexual sea aceptado. Tal situación conlleva que el vocablo  “matrimonio”, que en el DRAE se define, en su primera acepción como “Unión de hombre y mujer, concertada mediante ciertos ritos o formalidades legales, para establecer y mantener una comunidad de vida e intereses”, tienda a cambiar y la primera acepción incluya la nueva práctica, que sí se refleja en la segunda: “En determinadas legislaciones, unión de dos personas del mismo sexo, concertada […]”. Queda claro que para que este cambio ocurra también tiene que oficializarse legalmente en todos los países el segundo significado del término que, vale aclarar, en algunos diccionarios, no se recoge.

Foto tomada de Internet

Algo similar ocurre con la lucha por la igualdad de género, que se ha extrapolado al lenguaje. Así, encontramos textos y discursos que hablan de “todos” y “todas”, “los niños” y “las niñas”, “compañeros” y “compañeras”, en un afán por reivindicar el papel de la mujer. Estas variantes no son necesarias, ya que el empleo del masculino para referirse a hombres y mujeres no supone discriminación porque este es el género no marcado, e inclusive en nuestra lengua, tiene sentido genérico y abarca los dos sexos por lo que no es necesaria la especificación. Son muy pocos los casos en los que esto no ocurre, como en “brujos” y “monjes”, que no incluyen sus correspondientes femeninos. Además, en busca de no caer en el “sexismo lingüístico” se han empleado fórmulas como “estimado(a)(s) compañero(a)(s)”, que solo entorpecen la lectura, y el uso tan popular del signo arroba (estimad@s compañer@s) “que ni siquiera es una letra, sino un símbolo” [1]. Estas y las anteriores solo son muestras de redundancia léxica, que violentan el principio de economía que caracteriza a nuestro idioma. “Hay acuerdo general entre los lingüistas en que el uso no marcado (o uso genérico) del masculino para designar los dos sexos está firmemente asentado en el sistema gramatical del español, […] y también en que no hay razón para censurarlo” [2]. El propósito de este fenómeno es bien meritorio: alcanzar la igualdad entre el hombre y la mujer en todas las esferas pero “[…] la historia de cada lengua no es la historia de las disposiciones normativas que sobre ella se hayan dictado, sino la historia de un organismo vivo, sujeto a una compleja combinación de factores, entre los que destacan los avatares de los cambios sociales y las restricciones formales fijadas por el sistema gramatical” [3]. La discriminación no es un suceso lingüístico, todo depende de los matices y la intención que demos a las palabras. La lengua de por sí no segrega, quien lo hace es la sociedad; lo importante no radica en cómo designamos a las personas sino en cómo las vemos. Esta lucha hay que mantenerla en el plano social y no extenderla al lenguaje, forzando estructuras gramaticales.

Seguir leyendo

Publicado en General | Etiquetado , | Deja un comentario

Intercambio entre colegas argentinos y profesor del Instituto Internacional de Periodismo José Martí

UTPBA

El profesor Darío Machado, al centro con camisa a cuadros, junto a Lidia Fagale, secretaria general de la UTPBA, y colegas de la fraterna organización, en Buenos Aires, Argentina (Foto: Utpba-web)

El profesor Darío Machado Rodríguez, Licenciado en Filosofía, cientista político y docente del Instituto Internacional de Periodismo José Martí, de la Upec, se presentó en la Unión de Trabajadores de Prensa de Buenos Aires (UTPBA) y brindó una charla sobre la actualidad de Cuba, inmersa en  un proceso que se basa fundamentalmente en cambios de tipo económicos.

El encuentro tuvo lugar como seguimiento a las actividades planteadas en el último Congreso de la Federación Latinoamericana de Periodistas (Felap), celebrado en mayo de 2017 en Buenos Aires.

Lidia Fagale, secretaria General de la UTPBA, abrió la actividad en la cual se expusieron los retos que enfrenta la sociedad cubana, su partido y su dirigencia política luego de haber empezado a poner en práctica los lineamientos altamente consultados con la ciudadanía y que se plantea logros estratégicos para el año 2030.

Jóvenes de distintos medios y experiencias comunicacionales, militantes y dirigentes de la UTPBA participaron de esta charla en la cual Machado expresó el carácter de los desafíos de Cuba para sostener valores de justicia y solidaridad en un mundo que camina casi en su totalidad en la dirección contraria.

El enorme legado de Fidel, la subjetividad social y las dificultades concretas, el apoyo de las organizaciones de masas, las herramientas de comunicación del gobierno cubano, el contexto regional y mundial expresando políticas liberales o de extrema derecha, el gobierno de Estados Unidos y su “inexplicable” presidente, fueron algunos de los temas abordados.

Machado también comentó los debates que se están desarrollando en las sesiones provinciales del X congreso de la Unión de Periodistas de Cuba, los cuales sesionan bajo el lema “La verdad necesita de nosotros”.

Por último acercó el saludo de las autoridades del Instituto Internacional de Periodismo José Martí y ofreció sus cursos y seminarios para seguir intercambiando saberes y conceptos para continuar fortaleciendo la tarea de los militantes en el marco de la batalla de ideas.

Fuente: http://www.utpba.org

Publicado en Noticia | Etiquetado | Deja un comentario

El lenguaje: construcción social (I)

Por: Cecilia Meredith Jiménez

El lenguaje de hoy no es peor que el de ayer. Es más práctico.
Como el mundo en que vivimos.

Noam Chomsky

El hombre, desde sus inicios, ha vivido en comunidad. No en vano se dice de él que es el animal más social. En su formación, con el desarrollo del trabajo y, por ende, de la multiplicación de los casos de ayuda mutua y actividad conjunta  —que resultaban muy ventajosos— surgen los primeros sonidos articulados, que más tarde se convertirían en el lenguaje que conocemos hoy día. Esa necesidad de comunicarse contribuyó a agrupar aún más a los miembros de la sociedad [1].

Resultado de imagen para el lenguaje

Es así que nace el lenguaje humano y se erige como el principal vehículo de comunicación para las relaciones interpersonales; incluso, tiene una ciencia encargada de su estudio: la lingüística. El lenguaje es un sistema abierto e inacabado, al igual que la sociedad, y evoluciona junto con esta. Nos define como nación y como cultura, ya que en dependencia de la lengua o de la variante de lengua que hablemos se nos asociará de inmediato con un determinado país o región y con ciertos modos o costumbres. No solo nos identifica formalmente, sino que también constituye un reflejo de nuestro raciocinio. Ligado a la cultura, es lo que da a las sociedades su especificidad, ya que comunica tres entidades inseparables: individuo/sociedad/cultura [2].

Muchos fenómenos contribuyen y han contribuido al enriquecimiento de nuestro léxico: los altos niveles de escolarización [3] y las transformaciones en los órdenes político, cultural, económico y tecnológico. Es inevitable que ante nuevas realidades surjan nuevos vocablos. En eso consiste, precisamente, la riqueza de la lengua (y este es uno de los motivos por los cuales debemos cuidarla), en que no está hecha, sino que se crea con el actuar lingüístico de los hablantes. Sirvan como ejemplos los nuevos términos que se han incorporado debido a los avances tecnológicos y la interconexión global a internet (como resultado de la globalización); de este modo tenemos: “tuitazo”, “bloguero”, “internauta”.

Resultado de imagen para el lenguaje como construccion social

Foto de Internet

Por otro lado, también encontramos cómo, contrario a lo que muchos creen, los diccionarios “pasan de moda”. Esto no es una absolutización ni tampoco quiere decir que sean innecesarios, sino que el mundo se mueve demasiado rápido y, con él, por supuesto, el lenguaje, por lo que es imposible que un diccionario pueda recoger todo el vocabulario que las personas utilizan; y me refiero a que pasan de moda porque se desactualizan, pues un vocablo que en algún momento significó una cosa, con el paso del tiempo puede llegar a significar otra. Asimismo, desaparecen términos y se incluyen otros nuevos. Es el uso lo que determina al lenguaje; la Real Academia Española (RAE) lo que hace es legitimar aquellas voces que el uso ya generalizó. Seguir leyendo

Publicado en General | Etiquetado , , | Deja un comentario

La infografía periodística como herramienta para contar historias en los medios de comunicación

Género legitimado del periodismo contemporáneo, la infografía representa a los profesionales de la comunicación un valioso lenguaje para la presentación de sus contenidos. Sirviendo como apoyo a un reportaje “textual” o constituyendo en sí misma el núcleo principal del producto comunicativo, la infografía tiene demostrado hoy su enorme potencial para contar historias en los medios de comunicación, como mismo ha sido un recurso para la publicidad, la ciencia o la enseñanza.

Si usted se cuestiona cómo las preguntas básicas del periodismo pueden responderse a partir de pasteles, mapas, líneas de tiempo, nubes de etiquetas, ilustraciones y diagramas; un buen lugar para encontrar esa certeza será el Taller de Infografía Periodística que ofrecerá el Instituto de Periodismo José Martí, del 21 al 25 de mayo de 2018.

El curso está dirigido fundamentalmente para periodistas, editores, jefes de redacción de medios de prensa, diseñadores o ilustradores, fotógrafos, comunicadores institucionales y otras especialidades afines. Seguir leyendo

Publicado en Cursos y Talleres | Etiquetado , | Deja un comentario